El Blok a punto de culminar su expansión

Vieques — Frente a la playa La Esperanza en el sur de la Isla Nena, turistas -en su mayoría estadounidenses- entran y salen del vestíbulo del resort “boutique” El Blok, ajenos a los cambios que atraviesa la propiedad, en donde se está invirtiendo casi $1 millón.

Se trata de una expansión que agregará diez habitaciones a las 20 con las que cuenta actualmente la hospedería, que ubicarán en el segundo piso del edificio. En ese espacio antes estaban el restaurante y el bar. Desde el verano pasado, ambos ubican en el primer nivel, junto a la recepción.

“Para finales de abril deben estar listas las nuevas habitaciones”, informó Laine Gorman, gerente normal de El Blok. Agregó que la fase de construcción ha generado unos 12 empleos, mientras que para este verano espera aumentar de 35 a 50 la plantilla de empleados de la hospedería y el renovado restaurante Placita @ El Blok.

El resort, propiedad del británico Robert Feldman, salta a la vista con su singular diseño, ideado por el arquitecto puertorriqueño Nataniel Fuster Félix. Con sus masivos paneles de hormigón con fibra de vidrio, perforados para dar paso a la luz pure y a la vez asemejarse a un coral, la hospedería apuesta a apelar a los viajeros que buscan experiencias distintas a las de un resort de marca, según Groman.

“Este es un edificio único en Puerto Rico y en Vieques”, resaltó la gerente normal, “así que proveemos un ambiente urbano en un escenario tropical remoto”.

Esa atmósfera urbana la logra también gracias a los tres bares que tiene la hospedería, una dentro del restaurante, otra en el exterior del edificio y la tercera en la azotea, espacio que cuenta con una piscina y desde donde se aprecia una vista panorámica de la costa sur de la Isla Nena.

La barra exterior, llamada La Tertulia, “la usamos para música en vivo con bandas y artistas de Vieques y de la isla grande (Puerto Rico), mientras que los domingos tenemos un evento con DJ en el Rooftop Bar, que es abierto al público”, explicó Groman.

En el restaurante, que abre cinco días a la semana y tiene capacidad para 70 comensales, el chef Carlos Pérez incorpora ingredientes locales y una parrilla de leña al menú de cocina caribeña creativa.

En cuanto a las habitaciones, cada una tiene una cama tamaño Queen o King, balcón privado, acondicionador de aire y en el costo por noche -que según la página internet comienza en los $140- se incluye desayuno continental, wifi, toallas y sillas de playa. Los baños cuentan con productos Aesop, marca australiana que elabora jabones y lociones a base de plantas.

Groman apuntó que entre las habitaciones que se estrenarán este año habrá dos que tendrándos camas y capacidad para cuatro personas.

“Los que vienen a Vieques y escogen un edificio como este, son personas que buscan una experiencia distinta a la que tendrían en un ‘resort’. Usualmente, nuestros huéspedes son de entre 20 y 50 años, en su mayoría parejas, pues no aceptamos menores de 18años, y grupos de amigos”, detalló la gerente normal.

Acerca del desempeño de El Blok, dijo que “hemos sido capaces de capturar parte de ese negocio de aquellos amantes de Vieques que antes se quedaban en el W Retreat & Spa”. El resort, que tenía más de 150 cuartos, permanece cerrado desde el paso del huracán María en 2017.

Además, el año pasado vio un aumento en el turismo interno. “Tuvimos en 2018 el mejor verano que hayamos tenido desde que abrimos hace cuatro años y medio, y nuestro tráfico en verano es de 88% a 90% de puertorriqueños”, dijo Groman. “Estamos agradecidos en Vieques por ver ese influjo en nuestra economía”.

Aunque los niveles de ocupación el resto del año no han logrado llegar a los niveles previos al huracán, aseguró que El Blok ha entrado al mercado de las bodas y cuenta con paquetes para la celebración de la ceremonia, la recepción o ambas.

“Vieques es especial; la gente se enamora de la isla y quieren regresar una y otra vez”, aseguró.

Los comentarios están cerrados.